Destinos

5 cosas súper divertidas que hacer en Mendoza con niños

16 de mayo / Argentina

Mendoza es una ciudad caracterizada por su bello paisaje montañoso. Los más aventureros relacionan esta ciudad con la adrenalina y los deportes de montaña. Pero, sin embargo, esta nos ofrece también diferentes planes para pasarla bien con los más chicos de la casa. Entre sus calles arboladas, plazas y parques, nos encontramos con actividades muy atractivas para vivir la ciudad en familia. Por eso, vamos a descubrirte esta lista de planes que podés hacer en Mendoza con niños.

Cosas divertidas que podés hacer en Mendoza con niños

  1. Recorrer el parque San Martín
  2. Visitar el acuario y el serpentario
  3. Disfrutar de la música en el parque O’Higgins
  4. Visitar el Museo del área fundacional
  5. Hacer el tour del chocolate

Estas son algunos de los planes recomendados para que le saques todo el jugo a la ciudad en compañía de tus chicos. Aprontá la mochila, unos snacks y la buena energía para salir explorar estas actividades para niños en Mendoza.

1. Recorrer el parque San Martín

Al pie del cerro La Gloria nos encontramos con el principal parque de la ciudad. Un punto característico que te permite organizar un sinfín de actividades para niños en Mendoza. Acá, pueden visitar y maravillarse en el Jardín Botánico, disfrutar y corretear a la orilla del lago o divertirse presenciando una obra infantil en el teatro Pulgarcito.

La extensión del parque es amplia, por lo que podés encontrarte con variedad de actividades interesantes, cada una en una punta de la extensa área. Existen calles que lo cruzan y unen los distintos puntos del parque, por lo que una buena idea puede ser aprovechar el tiempo y pedir un viaje con la app de Uber, para acercarte con los niños hasta donde se realice la actividad para ellos.


2. Visitar el acuario y el serpentario

El acuario de Mendoza y el serpentario son probablemente dos de las atracciones más visitadas de la ciudad. Estos espacios de asombro y conocimiento les enseñan a respetar y cuidar las diferentes especies. En el acuario, los niños pueden recorrer los estanques, y no pueden irse sin conocer al famoso tortugo Jorge.

Una visita al serpentario es otra de las opciones más divertidas y encantadoras que podés hacer en Mendoza con niños. Grandes y chicos se sorprenderán con la amplia exhibición de coloridas e interesantes especies. Además, tienen guías disponibles que te explican detalles de la vida de estos simpáticos habitantes de nuestro planeta.

Personas viendo tiburones en un acuario

3. Disfrutar de los juegos y la música en el Parque O’Higgins

El parque O’Higgins es otra de las opciones de entretenimiento para niños en Mendoza, cuyas áreas de recreación son tan atractivas como integradoras. Acá todos pueden disfrutar de los juegos tradicionales, como la calesita o el sube y baja, algunos de ellos adaptados a personas con movilidad reducida.

Además, hay una pista de bicicleta donde los chicos pueden circular y aprender sobre educación vial, pasando cruces y respetando semáforos. En el parque también podés encontrar un área dedicada a tocar instrumentos musicales de percusión, los cuales invitan a los chicos a experimentar distintos ritmos y sonidos.


4. Visitar el Museo del Área fundacional

El Museo del Área Fundacional de Mendoza es un espacio arqueológico único en la ciudad. Al recorrer la exhibición e interactuar con medios didácticos, los niños pueden interiorizarse sobre el modo de vida de los primeros mendocinos y viajar a través de la historia.

Dentro del mismo museo, podés descender a una bóveda subterránea con las ruinas de la antigua fuente que proveía de agua a la ciudad. Se trata de todo un paseo por la historia de la ciudad, y que a los más chicos seguro les va a encantar y sin duda, despertará su curiosidad sobre la historia de la ciudad.

Museo del Área fundacional

5. Hacer el tour del chocolate

Mendoza es un polo gastronómico reconocido a nivel nacional. Dentro de sus productos, existe uno que es especialmente atractivo para los niños: el amado chocolate. En diferentes puntos de la ciudad, se pueden visitar algunas fábricas artesanales, casas de té y cafés que ofrecen los más variados sabores.

Pueden conocer junto a los niños los secretos de la elaboración y programar su propia ruta de degustación por diferentes locales. En algunas de estas fábricas, encontrás también otros productos tradicionales, como alfajores y turrones.

Las diferentes opciones de entretenimiento para niños en Mendoza son aptas para todo público. Ya sea en una actividad cultural, educativa o disfrutando de sus sabores, la ciudad ofrece planes muy atractivos. Recordá que, entre las opciones para tus trayectos, podés pedir un viaje en Uber online desde tu compu, en caso de que no tengas tu celular a mano. ¡Aprovechá Mendoza como se debe!