Skip to main content

Ayuda a otros a mantenerse seguros

Todos cumplimos una función para ayudar a crear un entorno seguro. Por eso, tenemos guías sobre las cuentas compartidas, la edad del titular y más.

No está permitido compartir cuentas. Para usar cualquier app de Uber, debes registrarte y mantener una cuenta activa. Por motivos de seguridad, no permitas que otra persona use tu cuenta y nunca compartas tu información de inicio de sesión.

Debes ser mayor de 18 años para tener una cuenta Uber, Uber Eats o JUMP. Los titulares de las cuentas no pueden pedir viajes ni entregas para menores de 18 años que no estén acompañados del titular durante el viaje o al recolectar la entrega. Tampoco pueden rentar una bicicleta ni un scooter para que lo use un menor de 18 años.

Al conducir con las apps de Uber, no se permite que ingrese al vehículo otra persona que no sea el usuario que pide el viaje o sus invitados. Al realizar entregas y mientras se reparten los pedidos con la app de Uber, no debe haber ninguna otra persona en el vehículo. Al viajar con las apps de Uber, el titular de la cuenta es responsable del comportamiento de todo su grupo. Si pides un viaje o una entrega o rentas una bicicleta o un scooter para otro adulto, eres responsable de su comportamiento durante ese viaje o esa entrega.

Además, recuerda que la app de Uber no debe usarse como un servicio de entrega. Los socios conductores tienen derecho a no aceptar un viaje o a cancelarlo si el usuario que lo pidió tiene la intención de entregar un artículo o un paquete. Si decides usar las apps de Uber para entregar paquetes o artículos, eres el único responsable de lo que suceda con ellos posteriormente. Uber no cuenta con un seguro que cubra dichos paquetes o artículos.

Para facilitar el inicio de viaje o la entrega, las apps de Uber brindan a los usuarios y quienes piden por Uber Eats información que permite identificar a los socios conductores y a los socios repartidores, como nombre y foto de perfil, y a sus vehículos, como matrícula, marca y modelo.

El uso del cinturón de seguridad es la manera más eficaz de salvar vidas y de reducir las lesiones relacionadas con accidentes automovilísticos. Todos los socios repartidores que usen un vehículo, socios conductores y usuarios, incluso los que viajen en el asiento trasero, deben tener siempre abrochado el cinturón. Los usuarios deben pedir un auto con suficientes cinturones de seguridad para todo su grupo y no viajar si exceden dicha cantidad. Asimismo, los socios conductores pueden rechazar un viaje si no cuentan con la cantidad adecuada para todos los que viajen en el auto.

Para cumplir con las normas locales vigentes y por tu seguridad, usa un casco y otros equipos de protección convenientes al andar en bicicleta, moto o scooter, tal como lo exige la ley. Los cascos pueden protegerte siempre que los uses de acuerdo con las instrucciones del fabricante, es decir, colocados de manera que cubran la parte más baja de la frente y ajustados cómodamente debajo de la barbilla. Recuerda que, por la noche, la conducción segura y el uso de elementos, como un chaleco fluorescente o una luz intermitente, pueden ayudar a que otros conductores te vean y, así, evitar accidentes.

Por tu seguridad, recuerda tomar las precauciones necesarias cuando el clima lo requiera, como reducir la velocidad cuando llueve, mirar dos veces antes de cruzar una calle o de cambiar de carril, probar los frenos del vehículo antes de comenzar un viaje, hidratarte bien y usar protector solar y gafas al exponerte al sol.

Cualquier persona que use las apps de Uber puede optar por grabar todo o parte de un viaje o de una entrega en la medida en que lo permitan las leyes vigentes, incluso para documentar un problema que quieran informar a Uber o a una autoridad relevante. Mediante las leyes o las normas vigentes, se puede exigir que las personas que usen un equipo de grabación notifiquen a la otra parte u obtengan su consentimiento para proceder. Verifique las normas de su ciudad para determinar si esto se aplica.

No se permite la difusión pública o masiva de imágenes, audios ni grabaciones de video de una persona.

Estar al volante significa hacer su parte para ayudar a que tanto usted como los demás estén seguros. Esto implica mantener los ojos en el camino, estar bien descansado y observar situaciones que pueden requerir una acción rápida. Revisamos los informes que nos envían los usuarios sobre comportamientos poco seguros al conducir.

Se espera que los socios conductores y los socios repartidores mantengan en buen estado los frenos, cinturones de seguridad y neumáticos de sus vehículos, de acuerdo con las normas de seguridad y de mantenimiento de la industria.

La seguridad en el camino se logra mediante comportamientos seguros, como cuidar a todos los viajeros, independientemente de cómo se desplacen.

Uber puede tomar medidas adicionales para tratar de preservar la seguridad de nuestra plataforma durante emergencias públicas, incluidos, a modo de ejemplo, desastres naturales, emergencias de salud pública y situaciones de crisis pública.

P. ej., si una autoridad de salud pública notifica a Uber que alguien que usa la plataforma Uber puede ser potencialmente riesgoso para el público, podemos desactivar temporalmente la cuenta de la persona hasta que sea razonablemente seguro permitirle reanudar el uso de la plataforma Uber.

De manera similar, podemos evitar que las personas en una ciudad o región entera usen parte o la totalidad de la plataforma Uber para cumplir con las pautas de las autoridades durante una emergencia de salud pública, desastre natural u otra situación de crisis pública, o cuando la disponibilidad de la plataforma Uber pueda presentar un peligro claro y presente.

See more Community Guidelines

Treat everyone with respect

Follow the law

*This resource is operated by a third party, and Uber is not responsible for its contents.